martes, 1 de junio de 2010

Tabayón del Mongayu


Origen, originalmente cargada por Jashir.

Hoy toca otra ruta, la de la cascada del Tabayón del Mongayu. La ruta comienza en el pueblo de Tarna, que es el último que encontramos (desde Asturias) antes de subir el puerto del mismo nombre. Se encuentra en el concejo de Caso y llegar no tiene ninguna dificultad. En la plaza del pueblo hay aparcamientos para dejar el coche, y el inicio de la ruta en sí, está justo al entrar (ya se ve al pasar en coche el cartel).
La ruta comienza por una clara senda que va avanzando hasta llegar a un bosque de hayas, por donde discurrirá casi todo el camino.
Seguimos subiendo, y nos encontramos con una bifurcación. Hacia la izquierda se va a los Rebollos de Llanu'l Toru y a la derecha a la cascada del Tabayón del Mongayu. Se puede hacer la senda de los Rebollos y luego volver a por el Tabayón, pero nosotros fuimos directos a la cascada, por lo que no puedo comentar nada de ese recorrido. Más adelante alcanzamos un puente de madera que cruza una pequeña cascada, aunque esta no es ni mucho menos nuestro destino, por lo que habrá que seguir el camino.
Tras llegar a una fuente con una mesa en frente (estupendo lugar para reponer fuerzas y beber, ya que el agua es potable) el terreno comienza a descender mayormente. Al final veremos como el bosque desaparece para mostrarnos nuestro destino al fondo.
Bajaremos al valle, donde vemos una cabaña y seguiremos adelante. Ahora bien, esta es la parte probablemente peor señalizada de la ruta. Cruzaremos un río, y aparentemente la senda discurre a la derecha de este. Pues bien, la llegada a la cabaña está realmente en el linde izquierdo, por lo que en cuanto podamos, deberemos volver a cruzar el río hacia la derecha, y no seguir subiendo por el bosque. El camino hacia la cascada sube por un camino pedregoso, y hay que tener cuidado de no resbalar.
Finalmente tendremos la cascada frente a nosotros, salpicándonos sin compasión (resulta difícil hacer fotos desde las cercanías debido a esto).
Es una ruta sencilla y muy bonita. Ya que transcurre mayormente por un bosque, las fechas más adecuadas son la primavera, por la frondosidad reinante, y otoño, por los diferentes tonos pardos que nos podemos encontrar. Hay que tener en cuenta que es un lugar bastante húmedo, por lo que si ha llovido los días anteriores puede estar todo bastante embarrado, por lo que puede ser conveniente hacerla tras unos días de sol.
Como curiosidad, durante la ruta nos acompañó un perro ya desde la propia Tarna (en la foto está junto a mí), guiándonos, esperando por quien se quedara rezagado, y en definitiva, siendo una muy agradable compañía. Según nos dijeron las gentes del lugar, suele hacerlo bastante a menudo, por lo que si alguien que lee esto va, no olvide llevar un poco más de comida para premiar a este fiel compañero.
Datos de la imagen:

La foto es de una de las muchas flores silvestres que adornan esta ruta. Es una sola toma en RAW sin trípode ni flash y sin ningún tipo de filtro. Luego simplemente revelé el RAW y le puse el marco en Photoshop CS2.

  • Modelo de la cámara: Canon EOS 50D
  • Objetivo: Tamron SP AF 90mm F/2.8 Di Macro
  • Distancia focal: 90.0 mm
  • Apertura: f/4.0
  • Tiempo de exposición: 0.0063 s (1/160)
  • ISO equivalente: 200
  • Control de exposición: -1.00 EV
  • Flash: no

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada